Apoyo y tratamiento para la depresión postparto

Sentir malestar, ansiedad o tristeza después de dar a luz puede ser un problema. Te hablamos sobre el tratamiento para la depresión postparto.

Apoyo y tratamiento para la depresión postparto
Detecta este tipo depresión y ponle solución

La depresión postparto es un desorden emocional que puede tener lugar después del parto; es posible que desaparezca en poco tiempo o por el contrario que perdure. En caso de que sea el segundo caso, es importante saber que existe un tratamiento para la depresión postparto.

Para saber con seguridad si, en tu caso personal, necesitas un tratamiento para la depresión postparto, debes conocer muy bien qué es y qué síntomas tiene.

Por otro lado, te recomendamos que acudas a u con personal médico cualquier malestar que puedas sentir con respecto a este tema. Serán las personas más apropiadas a la hora de decidir si debes tener un tratamiento para la depresión postparto y de definir el que más se ajuste a tu caso.

 

En qué consiste el tratamiento para la depresión postparto


Este tipo de depresión puede desencadenarse debido a varios factores tanto emocionales como físicos. El hecho de que el equipo médico lleve a cabo una precoz y acertada evaluación llevará consigo el desarrollo de un tratamiento efectivo.

Antes de entrar en el tratamiento para la depresión postparto nos parece apropiado hablar sobre la evaluación de este tipo de depresión, es decir, cómo puede detectarse, ya que hay diversos métodos.

Existen varios cuestionarios que están destinados a detectarlo, uno de ellos es el cuestionario sobre depresión postnatal Edimburgo. Por otro lado, puede conseguirse información de manera más eficaz con las entrevistas clínicas que son llevadas a cabo por profesionales que conocen a la perfección los síntomas de esta depresión. Aunque el contacto directo con la madre es lo más beneficioso a la hora de detectar la depresión postparto, y si el entorno de la persona que sufre depresión postparto da información también puede ser de utilidad.

En un primer momento, será el personal médico (médicos/as, enfermeros/as o matronas) quien tenga una entrevista con la persona afectada. Después, es posible que sea derivada al área de psiquiatría o psicología.

El tratamiento puede ser variado dependiendo del estado de la madre. A continuación te presentamos algunos de los tratamientos que suelen aplicarse, puede hacerse de forma aislada o combinando unos con otros.

 

Psicoterapia

Tanto individual como con un grupo de personas en la misma situación, e incluso una terapia familiar. En este último caso la persona terapeuta trabajará con la madre y su pareja u otros familiares. Hablar de las preocupaciones con personal cualificado puede ser de gran ayuda ya que se pueden encontrar maneras más positivas de lidiar con los sentimientos, resolver problemas o establecer metas.

 

Antidepresivos

Los antidepresivos estabilizan las sustancias químicas que hay en el cerebro y que están afectando al estado de ánimo de la madre. El personal médico valorará si es necesario recetar la ingesta de estos medicamentos dependiendo de los síntomas o la gravedad de la depresión postparto.

Teniendo en cuenta que el hecho de estar en periodo de lactancia puede hacer que el medicamento afecte a la leche materna, se debe consultar con el personal médico y sopesar los riesgos probables o los beneficios que pueden proporcionar los antidepresivos y valorar si se toman o no.

Lo más probable es que la persona que comienza con el tratamiento comience a sentirse mejor una vez que hayan pasado tres o cuatro semanas después de empezar.

 

Terapia hormonal

Se han hecho investigaciones acerca de este tipo de terapias pero los resultados no son del todo concluyentes, y es que se trata de un tratamiento que podría implicar riesgos tanto para la madre como para el bebé.

 

Por último decir que es importante tratar la depresión postparto para que la situación no se agrave.

 

Puede interesarte: