Los principales problemas de salud del recién nacido

¿Sabes cuándo debes llevar a tu bebé de urgencias o cuándo debes darle medicamentos? Te damos las claves para saber cómo afrontar posibles complicaciones.

Los principales problemas de salud del recién nacido
Cuida el bienestar de tu bebé

La salud del recién nacido, preocupan a muchas mamás. Para que sepas qué complicaciones puede sufrir tu bebé te mostramos 8 problemas de salud infantil.

Recordad que, durante las primeras semanas de vida, algunas afecciones ocurren con mayor frecuencia que otras. En cualquier caso, es recomendable que ante cualquier duda, es preferible ponerse en contacto con vuestro pediatra para despejar posibles complicaciones mayores.

 

Los 8 principales problemas de salud del recién nacido


 1. Distensión abdominal

El abdomen hinchado y duro, junto con la ausencia de heces durante más de 2 días, es preocupante. Por eso, es mejor acudir o llamar al pediatra. Posiblemente, sean gases o estreñimiento, ya que, por norma general, después de la lactancia, sus barriguitas sobresalen un poquito más. Pero en estos casos, no es preocupante, ya que si tocamos el abdomen, está blando.

 

2. Lesiones

Durante el parto es posible que los recién nacidos sufran alguna complicación. La recuperación de algunas de estas lesiones pueden demorar en curarse: las marcas de los fórceps, pequeñas fracturas, debilidad muscular…pueden ser las lesiones más frecuentes. Posiblemente el pediatra, recomiende a tu bebé hacer fisioterapia más adelante o bien, te recomiende alguna pose más adecuada durante la lactancia para promover la cura de esas partes lesionadas.

 

3. La tos

Cuando el recién nacido bebe líquidos rápidamente, o si tu leche baja con mayor rapidez, estos 2 motivos pueden ocasionarle tos.  Si tosiera o incluso vomitase con frecuencia, deberíais acudir a su pediatra, para efectuar un chequeo de pulmones o del tracto digestivo.

 

4. La ictericia

La acumulación de bilirrubina en la sangre del recién nacido, crea la ictericia. Este, no es un signo de enfermedad. Solo en caso en el que el pediatra analice sus niveles y, observe que está elevado, deberá tratarle para evitar un posible daño en el sistema nervioso o cerebral. Dar lactancia entre 8 y 12 veces al día, ayuda a mantener bajos los niveles de bilirrubina.

 

5. Color azulado en el cuerpo

Si el bebé no para de llorar o si tiene mucho frío, puede ser que, algunas partes del cuerpo, se pongan de color azul. Pero entrando en calor, o calmándose después del llanto, rápidamente, deben volver a tener un color rosado. Si no fuese así, y si existiese dificultad para respirar o comer, deberéis acudir de urgencias con el bebé. Podría existir un problema cardíaco o de pulmones.

 

6. Aletargamiento

Dormir durante la mayor parte del tiempo, es normal en los recién nacidos. Solo si durmiese en exceso, no se alimentase o no estuviera alerta y contento, es mejor acudir al pediatra.

 

7. Dificultad respiratoria

Puede darse el caso de una respiración inusual debido a un bloqueo de los conductos nasales. Si el pediatra le recomienda un tratamiento a seguir y,  el problema no se soluciona, es mejor pedir otra cita y revisar los pulmones.

 

8. El llanto

Aparentemente, todos los recién nacidos lloran sin un motivo concreto. Si la mamá asegura que ha tomado pecho, eructado y su temperatura es óptima, a la par que está limpito el pañal, posiblemente lo que desee es atención. Solo en caso de un llanto persistente y/o con dolor, es mejor ir al pediatra o a urgencias para una visita completa.

 

Sabías que…

El análisis de una gota de sangre, extraída del talón de vuestro recién nacido, conseguirá detectar 4 grandes enfermedades metabólicas congénitas:

  • Hipotiroidismo;
  • Hiperplasia;
  • Fenilcetonuria;
  • Hemoglobinopatías congénitas.

 

Esta prueba debe hacerse en los neonatos en sus 48 primeras horas de vida y, la segunda  prueba, entre el 4º y 8º día de vida.

 

Puede interesarte: