No quiero tener hijos: ¿por qué es un tema tabú si es mi elección?

Cada vez son más las mujeres que se atreven a decir en alto: "no quiero tener hijos". Entre las razones más extendidas, la libertad y poder centrarse en su carrera.

No quiero tener hijos: ¿por qué es un tema tabú si es mi elección?
Entre el 20% y el 30% de las mujeres de los países occidentales no serán madres

No tengo hijos porque no quiero tener hijos”. Cada vez son más las mujeres que se atreven a decir en alto una frase que durante años ha sido considerado un tema tabú. Hay quien las llama egoístas, les dice que eso es antinatural e incluso se atreven a vaticinar que acabarán arrepintiéndose de esa decisión.

Pero el caso es que no están solas. Como muestra, dos datos. El primero: las familias españolas en las que no hay hijos han aumentado un 45% durante la última década. Y el segundo: los estudios revelan que entre el 20% y el 30% de las mujeres de los países occidentales no van a ser madres.

Todo un cambio sociológico, sí, pero hay que respetarlo. Hay que hacerse a la idea de que las mujeres NoMo (del inglés Not Mothers) son muchas. Solo tienes que echar un vistazo a tu alrededor y ver cuantas amigas tuyas o compañeras de trabajo no tienen hijos y no parece que vayan a tenerlos.

Aun así, estas mujeres siguen siendo minoría y tienen que enfrentarse cada día a las caras de pena (incluso al rechazo) de quienes les preguntan por qué no quieren ser madres. Y es que, según los expertos, el hecho de no tener hijos porque decisión propia es uno de los prejuicios más extendidos en pleno siglo XXI.

En ocasiones, la presión acaba haciendo mella y el “no quiero tener hijos” se convierte en “soy padre/madre”.

 

No quiero tener hijos y estas son las razones


No quiero tener hijos

Las mujeres que han luchado contra las normas sociales y se han mantenido firmes en su postura de no ser madres, enumeran varias razones de esta decisión. Si se juntan todas, la lista que sale es muy larga. Para elaborar este artículo hemos hecho una recopilación de algunas de ellas:

  • No quiero tener hijos porque quiero divertirme y exprimir al máximo mis años de juventud.
  • No quiero tener hijos porque así estaré mejor económicamente.
  • Si no tengo hijos, me ahorraré el sufrimiento constante por la seguridad y el bienestar de mis hijos.
  • No quiero que mi cuerpo tenga que pasar por el proceso de embarazo, parto y lactancia.
  • Los días libres, las vacaciones y los fines de semana serán solo para mí (y mi pareja).
  • No tendré que aguantar a futuros yernos, nueras o consuegros.
  • No quiero tener hijos porque tengo sobrinos y soy la tía divertida. Con ellos me basta.
  • Al no tener niños, podré concentrarme en mi carrera y disfrutar de mis hobbies siempre que quiera.
  • Tendré tiempo y energía para disfrutar de la compañía de mis amigas.
  • Criar a un hijo es una responsabilidad enorme para la que no estoy preparada.
  • No todo el mundo debería reproducirse.
  • Una vez que tienes un hijo, no puedes renunciar a él nunca.
  • Tengo un ritmo de vida muy acelerado. Ahora puedo parar cuando lo necesite, pero con un hijo no podré hacerlo.
  • Me gusta la libertad, y con hijos tendría que renunciar a ella.
  • No siento que me hacen falta para que mi vida esté plena.
  • Mi satisfacción en la vida son otras cosas.

 

Por tanto, si le preguntas a una NoMo si hay algún motivo por el que no quiera tener hijos, te dirán que no es por egoísmo, ni infertilidad (en este artículo estamos hablando de no querer tener hijos, no de no poder), ni porque no estén enamoradas, ni porque no hayan encontrado a la persona correcta.

En cuanto a las relaciones de pareja, algunos estudios revelan que los matrimonios sin hijos se muestran más satisfechos con su relación y son más felices. A esto hay que añadir, que según los expertos, el primer año como padres es muy duro y muchas parejas se resienten porque no tienen tiempo para estar a solas.

 

Puede interesarte: