Dieta para bajar de peso: menú semanal bajo en calorías

Si quieres sentirte bien contigo misma y mejorar tu estilo de vida, puede que te interese nuestra sugerencia de dieta para bajar de peso.

Dieta para bajar de peso: menú semanal bajo en calorías
Propuesta para una semana completa

Hemos preparado un ejemplo de dieta para bajar de peso que puede serte de gran utilidad si quieres perder esos kilos que te sobran.

Pero recuerda que antes de comenzar cualquier dieta debes tener la certeza de que te encuentras sana, de que puedes bajar de peso de manera saludable y de que verdaderamente lo necesitas. Si no estás segura de ello, te recomendamos que solicites una consulta médica para confirmarlo.

 

Ejemplo de dieta para bajar de peso


Dieta para bajar de peso

La dieta para bajar de peso que te proponemos se centra en el consumo diario limitado o restringido de calorías, de manera que no alcances el mínimo recomendado. ¿Por qué hacer esto? Muy sencillo.

El cuerpo humano está configurado para soportar periodos de escasez alimentaria, por lo que también es capaz de acumular grasas. Durante la mayor parte de la historia, hemos comido sólo cuando podíamos (que no era siempre) y posteriormente gastábamos parte de la energía conseguida. El resto la almacenábamos en forma de grasa. Esta grasa acumulada iba consumiéndose a medida que íbamos necesitando energía, y hasta que aparecía de nuevo el momento de comer.

¿Cuál es el problema entonces? Hoy en día comemos continuadamente, y no siempre consumimos todas las calorías que hemos ingerido. Así, acumulamos grasas que nunca conseguimos quemar. Limitando el consumo de calorías, hacemos que nuestro cuerpo active este mecanismo, y empezamos a quemar las grasas que hemos acumulado para lograr la energía que nos falta.

 

Menú semanal de dieta para bajar peso

Te recomendamos que evites el pan en la medida de lo posible, tanto en las comidas como en las cenas.

Lunes:

  • Desayuno: Una manzana y un bol de leche desnatada con avena o cereales integrales.
  • Almuerzo: Un té y una barrita energética de cereales.
  • Merienda: Un té y una pieza de fruta.
  • Cena: Mejillones al vapor y verduras al horno (berenjena, pimiento rojo, pimiento verde y cebolla).

 

Martes:

  • Desayuno: Café con leche desnatada y tostadas integrales con queso fresco sin grasa.
  • Almuerzo: Un té y una pieza de fruta.
  • Comida: Ensalada de rúcula, maíz y garbanzos con espinacas.
  • Merienda: Una infusión y una pieza de fruta.
  • Cena: Alcachofas al horno y merluza a la plancha.

 

Miércoles:

  • Desayuno: Té o infusión y tostadas integrales con aceite de oliva y orégano y una pieza de fruta.
  • Almuerzo: Un té y un puñado de frutos secos (pueden ser nueces).
  • Comida: Lentejas con arroz y filete de ternera a la plancha.
  • Merienda: Una infusión y una pieza de fruta.

 

Jueves:

  • Desayuno: Té o café (con leche desnatada o solo) y tostadas integrales con aguacate.
  • Almuerzo: Un té y una pieza de fruta.
  • Comida: Espárragos trigueros a la plancha y hamburguesa de pollo a la plancha.
  • Merienda: Una infusión y una pieza de fruta.
  • Cena: Gambas a la plancha y ensalada de tomates cherry.

 

Viernes:

  • Desayuno: Té o café (con leche desnatada o solo) y tostadas con fiambre de pavo.
  • Comida: Guisantes con jamón.
  • Merienda: Una infusión y una pieza de fruta.
  • Cena: Berenjena a la plancha con arroz integral.

 

Sábado:

  • Desayuno: Fresas, avena y un yogur desnatado.
  • Almuerzo: Un té y una pieza de fruta.
  • Comida: Ensalada de hojas verdes con salmón ahumado, una patata cocida y pepino.
  • Merienda: Una pieza de fruta y una infusión.

 

Domingo:

  • Desayuno: Un té o café (con leche desnatada o solo) y tostadas de pan integral con queso fresco.
  • Almuerzo: Un té y un puñado de frutos secos (almendras).
  • Comida: Ensalada de quinoa con zanahoria y remolacha.
  • Merienda: Una infusión y una pieza de fruta.
  • Cena: Salteado de calabaza, brócoli y tofu.

 

Puede interesarte: